Pie Diabético

El tratamiento de la ulceración o infección que puede aparecer en los pies de los pacientes con diabetes parte por la prevención y un buen control de las glicemias. En los casos de insuficiencia arterial esta debe ser corregida por el cirujano vascular. Si aún persisten las úlceras en los pies, existe la posibilidad de cubrirlas con microcirugía. Independiente del estado de las grandes arterias del pie, paradojalmente el flujo en las pequeñas arterias se mantiene en los pacientes con pie diabético. Gracias a la supermicrocirugía se puede transferir tejido de otra parte del cuerpo y conectarlo a estas pequeñas arterias y venas del pié, de esta forma llevar tejido bien vascularizado que ayuda a combatir la infección y a mejorar la cicatrización.  Con este enfrentamiento se pueden evitar amputaciones o retrasar su necesidad.

Alejandro Ramírez